Los cereales integrales: ¿cómo utilizarlos en nuestra dieta?

Cuando nos recomiendan cereales integrales no tenemos la menor idea de qué se trata esto. Acá un alcance sobre estos alimentos necesarios en nuestra dieta diaria.

DePeru.com | 11932 lecturas.




Cereal integral es aquel que no ha pasado por un proceso de refinamiento por lo tanto el grano conserva sus tres capas: el germen, el endospermo y el salvado o la cáscara.  Este tipo de alimento aporta fibra insoluble, contiene carbohidratos que se asimilan lentamente por lo tanto elevan poco el azúcar en la sangre, son ricos en vitaminas del complejo B y se les ha catalogado como buenos para reducir el colesterol y tratar el estreñimiento.

La fibra dietética contenida en estos cereales integrales puede ayudarnos a digerir la comida y también a sentirnos llenos con menos calorías.

Estos alimentos son por ejemplo: arroz integral, harina integral, maíz de grano entero, trigo integral, avena integral en grano, avena, quinua, etc. Ni la “harina de trigo” ni la “harina enriquecida” son cereales integrales, tengámoslo en cuenta.

Debemos elegir para nuestra alimentación una dieta  basada en una buena variedad de cereales y consumir al menos 4 porciones de cereales integrales diariamente.

Combinemos los cereales integrales con otros alimentos nutritivos y apetitosos, así los disfrutará mejor por ejemplo una porción de arroz integral con algunas legumbres salteadas y una porción de pollo magro al horno.

Aprovechemos los cereales de nuestras propias regiones. En Perú por ejemplo,  la quinua es un alimento que es excepcionalmente rico en proteínas, carbohidratos y ácidos grasos esenciales. Ahora es fácil de conseguir y añadir a nuestra dieta diaria.

Empecemos  cambiando poco a poco a los cereales integrales y veremos a mediano plazo la repercusión en nuestra salud.