Desde Beirut (AFP)

Líbano avanza lentamente en espera de acuerdo con FMI

Líbano está inmerso en una crisis económica que el Banco Mundial calificó como una de las peores de los tiempos modernos, pero las autoridades aun no alcanzan un acuerdo internacional para salir del marasmo.

Lebanon,politics,economy,IMF
Una mujer pide dinero a conductores en la capital libanesa de Beirut, el 14 de diciembre de 2021 - AFP/AFP
Anterior Siguiente
Síguenos en Google News

Líbano está inmerso en una crisis económica que el Banco Mundial calificó como una de las peores de los tiempos modernos, pero las autoridades aun no alcanzan un acuerdo internacional para salir del marasmo.

La crisis comenzó en 2019 y Líbano dejó de pagar su deuda el año pasado.

Las autoridades no han hecho reformas significativas para rescatar al país y muchos culpan a la clase gobernante y las políticas del banco central por la situación.

¿Qué demora el avance en las conversaciones con el Fondo Monetario internacional (FMI) sobre un acuerdo que libere los cruciales fondos de los donantes?

noticia
El gobernador del banco central libanés, Riad Salameh, posa para una sesión de fotos en Beirut, el 20 de diciembre de 2021 (AFP/AFP)

- ¿Qué tan grave es la crisis? -

El PIB del Líbano se desplomó de 55.000 millones de dólares en 2018 a 20.500 millones previsto en 2021, una "contracción brutal" que según el Banco Mundial "suele estar asociada a conflictos o guerras".

Las negociaciones con el FMI comenzaron en mayo de 2020, pero después de dos meses se estancaron entre disputas sobre el tamaño de las pérdidas financieras de Líbano.

Las conversaciones se reanudaron en septiembre pasado tras la formación de un nuevo gobierno a cargo del primer ministro Najib Mikati.

Las autoridades libanesas no han presentado un plan de negociación, aunque lograron definir que el sector financiero perdió alrededor de 69.000 millones de dólares, según el viceprimer ministro Saade Chami, quien encabeza el equipo de negociación con el FMI.

La libra libanesa ha perdido más de 90% de su valor en dos años, y cuatro de cada cinco libaneses viven bajo la línea de pobreza.

Aunque el valor oficial de la libra es de 1.507 por dólar, el banco central dispone de varias tasas de cambio para intentar combatir su devaluación en el mercado negro.

La unificación de las tasas "no será posible" sin un acuerdo con el FMI y el consenso político, dijo este mes el gobernador del banco central, Riad Salameh. Señaló que el país necesita de 12.000 a 15.000 millones de dólares para iniciar la recuperación.

- ¿Cuáles son las propuestas? -

Autoridades libanesas se reunieron en diciembre con delegados del FMI para discutir "políticas económicas que serán parte integral del programa de financiamiento que recibiría Líbano", dijo Chami a AFP.

Uno de los temas discutidos fue la restructuración del sector bancario libanés, un tema exigido por quienes suministran los fondos.

"Necesitamos preparar, con ayuda del FMI, un amplio plan de recuperación económica que será enviado para la aprobación de la junta de financiamiento (del FMI)" agregó Chami.

El plan también requiere aprobación del gobierno libanés, que no se ha reunido desde octubre por una disputa sobre las investigaciones de la explosión de agosto de 2020 en el puerto de Beirut, indicó.

Dijo que Líbano podrá observar "resultados concretos" en enero, pero advirtió que el gobierno debe "mostrar su compromiso con las reformas" antes de llegar a un acuerdo.

El primer ministro libanés Mikati dijo el martes que la primera reunión oficial con el FMI se celebrará el 15 de enero.

La delegación del FMI revisará el progreso que ha hecho el gobierno y podría volver a inicios de febrero para completar el acuerdo, acotó Mikati.

- Auditar, ¿sí o no? -

Una auditoría financiera del banco central está entre las principales demandas de los cooperantes internacionales y es una precondición para un acuerdo con el FMI.

La firma Alvarez & Marsal (A&M) inició la auditoría en septiembre de 2020 pero se retiró dos meses después porque el Banco central no entregó la información necesaria.

El presidente libanés, Michel Aoun, dijo en octubre que la empresa reanudaría la auditoría y que debe entregar su informe al gobierno en enero.

El ex vicegobernador del banco central Nasser Saidi indicó que el FMI podría querer examinar la auditoría, pero Chami aclaró que no lo han pedido.

Un potencial acuerdo con el FMI abrirá la puerta a otros cooperantes, como el Banco Mundial y los países del Golfo, que podrían requerir la auditoría como condición para su apoyo.

"Debemos entender lo que ocurre dentro del banco central", señaló Chami. "Hay una total falta de transparencia".

Para Sadi, una duda clave es el valor actual de las reservas del banco central y el valor real de las pérdidas del sector financiero.




Este sitio usa imágenes de Depositphotos