Desde Beirut (AFP)

Cólera y pánico en Líbano tras anulación de las subvenciones a los combustibles

Manifestantes encolerizados bloquearon este jueves varias carreteras libanesas, al día siguiente de que el Banco del Líbano (BDL) tomara una decisión que equivale a anular los subsidios al combustible en plena y grave crisis económica.

Líbano, combustibles, economía, energía, crisis
Manifestantes y familiares de las víctimas de la explosión del puerto de Beirut en 2020 realizan una manifestación cerca del palacio de la UNESCO en la capital libanesa, el 12 de agosto de 2021, antes de una reunión parlamentaria sobre la investigación del siniestro. - AFP/AFP
Anterior Siguiente

Manifestantes encolerizados bloquearon este jueves varias carreteras libanesas, al día siguiente de que el Banco del Líbano (BDL) tomara una decisión que equivale a anular los subsidios al combustible en plena y grave crisis económica.

Temprano por la mañana centenares de automovilistas hacían cola con la esperanza de poder repostar antes de que los precios suban aún más.

Ante la falta de divisas se han levantado gradualmente en las últimas semanas las subvenciones a varios productos básicos.

El miércoles de noche, el BDL publicó un comunicado señalando que las líneas de crédito para la importación de combustibles en lo sucesivo se otorgarán basándose en los precios manejados en el mercado negro.

De acuerdo al instituto local "Information International", un levantamiento absoluto de subsidios conduciría a un aumento del 344% en el precio de la gasolina y de alrededor del 387% para el diésel.

"Nos veremos obligados a robar para llenar el depósito de gasolina --del auto-- (...) Y, cuando el juez nos pregunte porqué, responderemos 'queremos comprar gasolina, comer y beber'", lanzó Husein Majed, quien esperaba en una larga cola con la intención de poder repostar.

Indexada respecto al billete verde desde 1997 a un tipo de cambio de 1.507 libras libanesas por dólar, la divisa nacional se ha desplomado, y la norteamericana cotiza actualmente a más de 20.000 libras en el mercado negro.

En julio, el gobierno decidió subvencionar las importaciones de combustible a un tipo de 3.900 libras por dólar, lo que hizo aumentar los precios en un 30%.

La crisis económica sin precedentes que atraviesa este país de Oriente Medio, otrora próspero, se ha visto agravada por la inercia de los políticos, que llevan un año sin poder formar un nuevo gobierno.




Te puede interesar
Este sitio usa imágenes de Depositphotos