Día Mundial del Accidente Cerebrovascular

Categoría: Internacional | 29 de octubre

Anterior Siguiente

El rápido reconocimiento de los síntomas del ataque cerebral o accidente cerebrovascular (ACV) es un factor que influye en forma determinante sobre las posibilidades de tratamiento, tanto para el isquémico –producido por la súbita oclusión de una arteria cerebral-, como para el hemorrágico –ocasionado por la ruptura de una arteria del cerebro..

calendario


Un accidente cerebrovascular ocurre cuando la sangre deja de llegar a una parte del cerebro. También se conoce como ataque cerebral o ictus. Al detenerse la llegada de sangre al cerebro, este órgano deja de recibir oxígeno y nutrientes, por lo que las células pueden morir y esto ocasiona un daño permanente.

Hay dos tipos de accidentes cerebrovasculares: el accidente cerebrovascular isquémico y el accidente cerebrovascular hemorrágico.

El accidente cerebrovascular isquémico sucede cuando un vaso sanguíneo del cerebro es bloqueado por un coágulo de sangre. Si se forma un coágulo en una arteria que ya es muy angosta conoce como accidente cerebrovascular trombótico. Cuando un coágulo se desprende de otro lugar del cuerpo que luego va a parar al cerebro o de otros vasos sanguíneos del cerebro, se denomina accidente cerebrovascular embólico o embolia. Los accidentes cerebrovasculares isquémicos también se producen por una sustancia llamada placa que taponea las arterias.

El accidente cerebrovascular hemorrágico se produce cuando un vaso sanguíneo del cerebro se rompe y esto provoca que la sangre se traslade al cerebro. Esto es consecuencia de aneurismas o malformaciones arteriovenosas.

Un accidente cerebrovascular isquémico puede pasar a ser un accidente cerebrovascular hemorrágico.

Según estudios nacionales e internacionales, solo uno de cada cuatro pacientes llega a tiempo al hospital. Hay varios factores que determinan esta baja proporción de consultas a tiempo. Uno de los más importantes es el no reconocimiento de los síntomas.

El ataque cerebral isquémico puede ser tratado, en algunos casos, con drogas trombolíticas que diluyen el coágulo que ha tapado la arteria, siempre y cuando sean administradas en las primeras horas de ocurrido el ataque. Asimismo, el hemorrágico puede ser tratado con diversas medidas cuyos resultados serán mejores cuanto antes se inicie el tratamiento.

Tanto en países con gran desarrollo como en otros con economías emergentes, el nivel de conocimiento de la población sobre el ataque cerebral es bajo. Esto ha motivado que en los países más desarrollados y algunos de Latinoamérica como Brasil, se hayan implementado grandes campañas de información a la comunidad que han logrado resultados alentadores.

Uno de los datos más preocupantes es que las personas con mayor desconocimiento sobre el ataque cerebral son aquellas con mayor riesgo de sufrirlo: los ancianos.

"El riesgo de accidente cerebrovascular es también mayor en:

  • Personas que tienen cardiopatía o mala circulación en las piernas causada por estrechamiento de las arterias
  • Personas que tienen hábitos de un estilo de vida malsano tales como el tabaquismo, una dieta rica en grasa y falta de ejercicio
  • Mujeres que toman píldoras anticonceptivas (especialmente las que fuman y son mayores de 35 años)
  • Las mujeres embarazadas tienen un mayor riesgo durante el embarazo
  • Mujeres que toman terapia de reemplazo hormonal 

Síntomas

Los síntomas de un accidente cerebrovascular dependen de qué parte del cerebro esté dañada. En algunos casos, es posible que una persona no se dé cuenta de que ha tenido un accidente cerebrovascular.

La mayoría de las veces los síntomas se presentan de manera súbita y sin aviso. Pero, los síntomas pueden ocurrir intermitentemente durante el primero o segundo día. Los síntomas por lo general son más graves cuando el accidente cerebrovascular acaba de suceder, pero pueden empeorar lentamente.

Si el accidente cerebrovascular es causado por sangrado en el cerebro, se puede presentar un dolor de cabeza. El dolor de cabeza:

  • Comienza repentinamente y puede ser intenso
  • Puede empeorar al acostarse bocarriba
  • Lo despierta si está dormido
  • Empeora cuando se cambia de posición o cuando se agacha, hace esfuerzo o tose

Otros síntomas dependen de la gravedad del accidente cerebrovascular y de la parte del cerebro afectada. Los síntomas pueden incluir:

  • Cambio en la lucidez mental (incluso, somnolencia, pérdida del conocimiento y coma)
  • Cambios en la audición o en el sentido del gusto
  • Cambios que afectan el tacto y la capacidad de sentir dolor, presión o temperaturas diferentes
  • Confusión o pérdida de memoria
  • Dificultad para deglutir
  • Dificultad para leer o escribir
  • Mareos o sensación anormal de movimiento (vértigo)
  • Problemas con la vista, como disminución de la visión, visión doble o ceguera total
  • Falta de control de esfínteres
  • Pérdida del equilibrio o coordinación, o problemas para caminar
  • Debilidad muscular en la cara, el brazo o la pierna (por lo regular solo en un lado)
  • Entumecimiento u hormigueo en un lado del cuerpo
  • Cambios emocionales, de personalidad o de estado de ánimo
  • Problemas para hablar o entender a otros que estén hablando" (medlineplus.gov, 2015).

 

 

 






Te puede interesar


Quantcast