Desde Iwaki (Japón) (AFP)

Servir o no comida de Fukushima, un dilema para los Juegos de Tokio-2020

Probar al mundo que los alimentos de la región de Fukushima son sanos a pesar de la catástrofe nuclear de 2011 es un objetivo del gobierno japonés en los últimos años. ¿Pero se servirán durante los Juegos Olímpicos de Tokio-2020?

Oly, 2020, agricultura, pesca, nuclear, alimentos, Japón
Una granja cerca de la central nuclear japonesa de Fukushima Daiichi, en una imagen del 1 de octubre de 2019 - AFP/AFP
Anterior Siguiente

Probar al mundo que los alimentos de la región de Fukushima son sanos a pesar de la catástrofe nuclear de 2011 es un objetivo del gobierno japonés en los últimos años. ¿Pero se servirán durante los Juegos Olímpicos de Tokio-2020?

Los alimentos que se servirán en la villa olímpica a los deportistas deben respetar normas precisas, sin importar su lugar de origen.

"La región de Fukushima ha propuesto alimentos de 187 proveedores y se sitúa en segunda posición en número de productos cumpliendo los criterios, tras la región de Hokkaido", explicó Shigeyuki Honma, director adjunto de la división de agricultura y de bosques de la prefectura de Fukushima.

"Fukushima desea servir a los deportistas su arroz, sus frutas (melocotones, peras, manzanas y fresas), carne y verdura. Pero el comité (Comité Olímpico Internacional, COI) debe todavía decidir", añadió Honma.

noticia
Un empleado del Centro de Tecnología Agrícola de Koriyama, en la prefectura japonesa de Fukushima, prepara pescado para realizar exámenes de radiación el 1 de octubre de 2018 (AFP/AFP)

El gobierno japonés impuso un estricto límite de 100 becquereles (unidad que mide la actividad radioactiva) por kilogramo (Bq/kg), muy por debajo de las normas habituales de la Unión Europea (1.250 Bq/kg) y Estados Unidos (1.200 Bq/kg).

- Amenaza surcoreana -

Según las cifras oficiales, de abril de 2018 a marzo de 2019, 9,21 millones de sacos de arroz fueron controlados y ni uno superó la presencia de cesio radiactivo. Lo mismo para las 2.455 muestras de frutas y verduras, los 4.336 trozos de carne y 6.187 pescados de mar.

"Únicamente solo los pescados de río y los champiñones salvajes superaron en seis ocasiones la norma", señaló Kenji Kusano, director del centro tecnológico agrícola de la prefectura de Fukushima, situado en Koriyama, que fue designado por el gobierno como la sede principal de los controles a los productos alimentarios de la región.

Pero detrás de las cifras, está la desconfianza de numerosos países. China, Corea del Sur, Singapur y Estados Unidos continúan prohibiendo la importación de todos o parte de los alimentos originarios de la provincia de Fukushima.



Corea del Sur, cuyas relaciones con Japón están marcadas por los conflictos históricos, protestó por la posibilidad de que en los menús de los Juegos aparezcan productos de Fukushima.

El país incluso estudia la posibilidad de efectuar controles y llevar sus propios alimentos a Tokio.

"Generalmente los ciudadanos japoneses tienen confianza en su gobierno y no tenemos la necesidad de hacer controles mediante terceros independientes. Pero me doy cuenta que quizás es importante desde el punto de vista de los extranjeros", dijo Kusano a la AFP.

- 'Sistema de control más prudente' -

El COI señaló que la reflexión continúa. "Los menús y proveedores para la villa olímpica están en debate y no se ha decidido nada. Como para los precedentes Juegos, el COI trabaja con el comité de organización y nutricionistas internacionales para proponer comida variada que responda a las diferentes necesidades dietéticas y culturales", explicó un portavoz.

"Una de nuestras estrategias es apoyar la reconstrucción de la región comprando sus productos alimenticios. Contemplamos seriamente hacerlo", señaló el comité de Tokio 2020, añadiendo que Japón "adoptó un sistema de control más prudente que las normas internacionales".

A la espera de que se tome una decisión, los agricultores y pescadores de Fukushima aguardan con intriga.

Algunos, como el productor de peras japonesas 'nashi' Tomio Kusano, ven el final del túnel: Tras ocho años y medio, sus frutas se venden bien en Japón e incluso Vietnam compra.

Pero los pescadores de la región sufren todavía. "La cantidad de pescado que logramos no es suficiente, solo representa un 15% de lo que lográbamos antes del accidente", dice Kyoichi Kamiyama, director del departamento de radiactividad del centro de investigación de la pesca y de los medios marinos de la prefectura de Fukushima.

#Oly #2020 #Agricultura #Pesca #Nuclear #Alimentos #Japón


Te puede interesar