Desde París (AFP)

Los europeos sufrieron un récord de shocks térmicos en 2023, según dos observatorios

Europa soportó en 2023 un número récord de días en los que la población vivió shocks térmicos, es decir, una sensación de temperatura superior a los 46 ºC, según datos de dos grandes observatorios climáticos, Copernicus y la Organización Meteorológica Mundial (OMM).

climate,environment,Europe,WMO,Copernicus
Un bombero huye de las llamas de un incendio en Néa Péramos, cerca de Atenas, el 19 de julio de 2023 - AFP/AFP/Archivos
Anterior Siguiente
Síguenos en Google News

Europa soportó en 2023 un número récord de días en los que la población vivió "shocks térmicos", es decir, una sensación de temperatura superior a los 46 ºC, según datos de dos grandes observatorios climáticos, Copernicus y la Organización Meteorológica Mundial (OMM).

"En 2023 se alcanzó un número récord de días con 'shock térmico', equivalente a una temperatura 'sentida' de más de 46 ºC", señaló su informe conjunto.

Este fenómeno causó miles de millones de dólares en daños e impactó a más de dos millones de personas, según los cálculos.

"Estamos viendo una tendencia creciente en el número de días con 'shock térmico' [o hipertermia] en toda Europa y 2023 no fue una excepción", dijo Rebecca Emerton, una científica climática de Copernicus.

noticia
Mapa de Europa con las anomalías de temperatura registradas en junio, julio, agosto y septiembre 2023, según datos de satélite de Copernicus (AFP/AFP)

Para este estudio, Copernicus y la OMM utilizaron el Índice Climático Térmico Universal, que mide el efecto del medio ambiente en el cuerpo humano.

Ese índice toma en cuenta no solo las altas temperaturas, sino también la humedad, la velocidad del viento, la luz solar y el calor emitido por el entorno.

El índice tiene diez categorías diferentes de estrés térmico, ya sea por calor y frío.

El estrés por calor extremo "equivale a una temperatura 'sentida' de más de 46 grados Celsius, momento en el que es imperativo tomar medidas para evitar riesgos para la salud", dijo Emerton.

- "Verano prolongado" -

La exposición prolongada a la hipertermia es particularmente peligrosa para personas vulnerables, como los ancianos o aquellas con problemas preexistentes.

El efecto del calor es más fuerte en las ciudades, recuerda el informe.

Veintitrés de las 30 peores olas de calor registradas en Europa ocurrieron en este siglo y las muertes relacionadas con el calor han aumentado alrededor del 30% en los últimos 20 años, según el reporte.

El año 2023 fue el más caluroso a nivel mundial, y los océanos también registraron niveles récord. El verano (boreal) no fue el más caluroso en Europa, de hecho fue el quinto, pero eso no significa que no fuera abrasador.

Gran parte de Europa sufrió olas de calor durante un "verano prolongado" entre junio y septiembre, explicó Emerton, quien destacó que en 2023, Europa, en su conjunto, vivió su septiembre más cálido.

El 23 de julio, el 13% del territorio europeo experimentó un "shock térmico", en particular los países del sur.

Los datos sobre decesos en Europa por calor extremo en 2023 aún no están disponibles pero se estima que decenas de miles de personas murieron debido a olas de calor durante veranos europeos, igualmente sofocantes, en 2003, 2010 y 2022, indica el informe.

"Vemos que hay una mortalidad excesiva cuando hay olas de calor extremas como fue el caso en 2023", señaló Álvaro Silva, climatólogo de la OMM.

"Este aumento de la mortalidad... está afectando a la gran mayoría de las regiones europeas. Es una gran preocupación".

- Consecuencias graves -

La mayoría de científicos están de acuerdo en que las emisiones de gases de efecto invernadero están calentando el planeta y causan eventos climáticos extremos más intensos y frecuentes.

Europa se está calentando el doble de rápido que el promedio global y las olas de calor serán más largas y poderosas en el futuro, advierte el informe.

Esto, junto con el envejecimiento de la población y el hecho de que cada vez más personas se trasladan a las ciudades, tendrá "consecuencias graves para la salud pública", agregó.

2023 también fue uno de los años más lluviosos de Europa, con inundaciones importantes que afectaron a 1,6 millones de personas. Las tormentas, en tanto, afectaron a otras 550.000.

Según Emerton, el costo económico de estos eventos extremos fue de 13.400 millones de euros (unos 14.300 millones de dólares), aproximadamente el 80% atribuido a las inundaciones.




Este sitio usa imágenes de Depositphotos