¿Qué son los neologismos?

Se definen a los neologismos como palabras nuevas que aparecen en una lengua, o la inclusión de un significado nuevo en una palabra ya existente o procedente de otra lengua.



 
La creación de neologismos se da por necesidades o modas de nuevas denominaciones. Desde el punto de vista del purismo en nuestro lenguaje, hay neologismos innecesarios, como los que alargan las palabras, convirtiéndolas en archisílabos, pero hay otros neologismos necesarios como por ejemplo "seropositivo" o "radioescucha".
 
En la actualidad, los medios de comunicación son los principales propagadores de los neologismos y de los préstamos lingüísticos.
 
La lengua española, al igual que otras lenguas, tiene recursos para formar palabras nuevas, y ellos son:
 
Composición: Tiene que ver con la unión de palabras. Se forma una nueva palabra a partir de la unión de dos o más palabras ya existentes.
 
Ejemplo: Hispano + América = Hispanoamérica.
 
Derivación: Se relaciona con la adición de palabras. Se añaden prefijos o sufijos a la raíz o lexema de una palabra. 
 
Ejemplo: América + -no = Americano.
 
Parasíntesis: Es la combinación de palabras. Se forman palabras nuevas combinando la composición y la derivación.
 
Ejemplo: Por + dios + -ero = pordiosero.
 
Acronimia: En la cual se toma en cuanta a las iniciales de las palabras. A partir de las iniciales de varias palabras se crea una nueva. 
 
Ejemplo: ESO (Educación Secundaria Obligatoria).
 
Los neologismos se clasifican en:
 
Neología de forma: Son palabras creadas a partir de cambios morfológicos de vocablos ya existentes en la propia lengua. 
 
Ejemplo: 
 
Aeronave (se forma de la unión de aéreo más nave).
Teledirigido (se forma de la unión de tele y dirigido).
 
Neología de sentido: Son palabras nuevas a partir de vocablos ya existentes en la propia lengua que sufren cambios semánticos o de significado.
 
Ejemplo: 
 
Tío (un pariente que resulta ser el hermano de alguno de los propios padres) se transforma en cualquier expresión para llamar la atención de la otra persona, como chico u hombre.
Camello (que es un animal), también puede ser un traficante de drogas.
 
También se toma en cuenta dentro de esta clasificación, a los extranjerismos y los barbarismos.
 
No deben considerarse neologismos las siguientes palabras, debido a que son palabras compuestas:
 
  • Aumentativos, diminutivos y superlativos, por su capacidad casi ilimitada de formar palabras derivadas.
  • Adverbios terminados en "mente".
  • Palabras formadas con el prefijo "ex" cuando se une a radicales simples o derivados que hacen referencia a cargos, oficios o relaciones personales, como por ejemplo ex presidente, ex novio, entre otros.
  • Gentilicios, a excepción de los compuestos, del tipo hispanochino, judeoitaliano, etc.
  • Unidades léxicas compuestas altamente especializadas, como por ejemplo cistoprostatectomía.
  • Siglas y abreviaturas, excepto cuando son la base de un proceso de formación de una nueva palabra, como por ejemplo ufología, radar, láser, etc.