Minipizzas de anchoveta, manzana, limonada

Sabrosas minipizzas de anchoveta que podemos acompañar con manzana y una limonada. Es un refrigerio muy saludable.


Minipizzas de anchoveta, manzana, limonada

 

INGREDIENTES (1 ración)

  • 2 cucharadas de anchoveta entomatada en conserva
  • 2 rebanadas de pan de molde sin corteza
  • 2 cucharaditas de queso mozzarella
  • 2 rodajas d etomate
  • 2 rodajas de pimiento
  • Orégano seco al gusto

PREPARACIÓN

  • Colocar en una bolsa abierta el pan de molde, aplastar con un rodillo. Cortar el pan con molde circular.
  • Colocar la anchoveta entomatada en cada molde, agregar el tomate picado y el queso con un poco de orégano.
  • Colocar en el horno por 6 minutos y decorar con pimientos rojos cortados en tiras. 




Otras recetas »

Triple de anchoveta, 1 porción de uvas, refresco de maracuya »

Esta es una excelente opción para una lonchera nutritiva. Consiste en un delicioso triple de anchoveta, uvas y refresco de maracuyá.

Pan con pollo y verduras, refresco de carambola, durazno »

Este refrigerio es indicado para niños que cursan primaria consiste en un sandwich de pan con pollo y verduras, refresco de carambola y un durazno.

Relleno de anchoveta, porción de uvas, chicha morada »

Es una apetitosa preparación ideal para el refrigerio de un niño, puede agregar a la lonchera una porción de uvas y chicha morada.

Crujiente de bonito con quinua, durazno, limonada »

Consiste en freír el bonito, previamente apanado con harina, quinua y huevo. Acompañamos el pescado con zanahoria cocida, pepino y cebolla china. Como complementos puede llevar un durazno y una limonada.

Rollito de caballa con verduras, 1 tajada de sandía, agua de maracuyá »

Son unos deliciosos rollitos de pan rellenos con caballa en conserva, apio picado, zanahoria y pimiento picado. Acompañe este bocadillo con una tajada de sandía y agua de maracuyá.

Sánguche de caballa, pera, refresco de carambola »

Excelente lonchera que proveerá a sus hijos de energía para estudiar adecuadamente. Los pescados con omega 3 favorecen el desarrollo de la inteligencia de los niños y niñas.