Desde Washington (AFP)

Rusia niega que vaya a suministrar a Irán un sofisticado satélite

El presidente Vladimir Putin negó el viernes un informe de medios estadounidenses según el cual Rusia proporcionará a Irán un sofisticado satélite que mejorará enormemente sus capacidades de espionaje.

Russia, Iran, satellite
l presidente ruso, Vladimir Putin, asiste a la ceremonia de inauguración de la planta de procesamiento de gas Amur de Gazprom, a través de una videoconferencia, en la residencia estatal de Novo-Ogaryovo, en las afueras de Moscú, el 9 de junio de 2021. - AFP/Sputnik/AFP
Anterior Siguiente

El presidente Vladimir Putin negó el viernes un informe de medios estadounidenses según el cual Rusia proporcionará a Irán un sofisticado satélite que mejorará enormemente sus capacidades de espionaje.

Según informó el diario The Washington Post el jueves, Moscú entregará a Teherán un satélite Kanopus-V dotado de una cámara de alta resolución que permitirá a la República Islámica vigilar las instalaciones de sus adversarios en todo Oriente Medio.

Putin, quien se espera que escuche una serie de quejas del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, cuando se reúnan el miércoles en Ginebra, desestimó el informe como "basura".

"Tenemos planes de cooperación con Irán, incluida la cooperación militar y técnica", dijo a NBC News en una entrevista previa a la cumbre.

"Son sólo noticias falsas. Por lo menos, no sé nada sobre este tipo de cosas, los que están hablando de eso probablemente sabrán más al respecto. Es una tontería, basura".

Se espera que Biden, que está desarrollando su primera gira por el extranjero desde que ingresó a la Casa Blanca, presente una serie de quejas a Putin, incluida la interferencia en elecciones estadounidenses.

El The Washington Post, que cita como fuentes a responsables y antiguos funcionarios de Estados Unidos y Oriente Medio, señala que el lanzamiento de este satélite podría producirse en los meses venideros y es fruto de los múltiples viajes a Moscú realizados por los dirigentes de los Guardianes de la Revolución iraníes.

Ese satélite podría permitir el monitoreo de las bases israelíes y la presencia de tropas estadounidenses en Irak, afirma el informe.

Se lanzaría desde Rusia y contiene material fabricado en Rusia, agrega el diario. Expertos rusos entrenaron a iraníes en el manejo del satélite desde un lugar cercano a la ciudad de Karaj, al norte de Irán, indica.

Irán mantiene una relación tensa con muchas naciones de la región, incluido Israel, lo que aumenta el temor de sus adversarios de que pueda compartir imágenes con representantes en Yemen, Irak y Líbano.

El momento es delicado también porque prosiguen las negociaciones internacionales para salvar el acuerdo sobre el programa nuclear iraní de 2015, abandonado unilateralmente por el gobierno del expresidente estadounidense Donald Trump, quien restableció las sanciones contra el país.

En contrapartida, Irán pasa por alto muchos de sus compromisos acordados en este pacto.





Te puede interesar
Este sitio usa imágenes de Depositphotos