Desde París (AFP)

Ómicron golpea con fuerza en Europa y Estados Unidos

Los contagios por covid-19 volvieron a dispararse este martes en el mundo, con un millón de casos en 24 horas en Estados Unidos, unos 300.000 en Francia y más de 200.000 en Reino Unido, amenazando el funcionamiento de laa sanidad y otros sectores clave.

virus, epidemia, salud
Largas filas para realizar pruebas de diagnóstico para covid-19 en Times Square, Nueva York, el 4 de enero de 2022 - AFP/AFP
Anterior Siguiente

Los contagios por covid-19 volvieron a dispararse este martes en el mundo, con un millón de casos en 24 horas en Estados Unidos, unos 300.000 en Francia y más de 200.000 en Reino Unido, amenazando el funcionamiento de laa sanidad y otros sectores clave.

Numerosas personalidades figuran entre los nuevos casos positivos, como el rey sueco Carlos XVI Gustavo y su esposa Silvia, el presidente mauritano Mohamed Uld Cheikh El Ghazouani o su homólogo de Botsuana Mokgweetsi Masisi.

Estados Unidos registró un récord mundial de más de un millón de casos en 24 horas, según datos de la Universidad Johns Hopkins establecidos el lunes.

Sin embargo, esta cifra debe tomarse con cautela, ya que los cómputos de los lunes suelen ser muy elevados debido a los retrasos de los informes durante el fin de semana, que en este caso fue de tres días en Estados Unidos por la Nochevieja.

noticia
El coronavirus en el mundo (AFP/AFP)

Pese a todo, esta cifra representa más del doble de la registrada el lunes anterior, tras el fin de semana de Navidad, igualmente de tres días.

En Australia también se registró un récord de casi 50.000 casos diarios, lo que llevó a la población a hacerse test masivamente a pesar del coste.

- "Vértigo" -

Francia registró unas 300.000 contaminaciones en 24 horas, dijo el ministro de Sanidad, Olivier Véran, citando cifras "de vértigo".

La tasa de positividad (la proporción de casos entre las personas que se someten a test), supera ya el 15% en el país, cerca de su récord a finales de 2020.

El Reino Unido también registró el martes un récord de más de 200.000 casos en 24 horas.

La actual ola de la epidemia empezó a finales de 2021 con la llegada de la variante ómicron, considerablemente más contagiosa que las anteriores.

Según la Organización Mundial de la salud (OMS) en Europa, el aumento de su circulación podría favorecer la aparición de nuevas variantes más peligrosas.

Aunque la gravedad de ómicron parece limitada, está provocando un aumento de las bajas por enfermedad y trastornos en varios sectores, entre ellos el de la sanidad.

Al menos seis hospitales del Reino Unido declararon el martes "incidentes críticos", lo que significa que la situación podría afectar a los casos prioritarios.

La escasez de personal también afectó al inicio del curso escolar en Inglaterra, donde el gobierno renovó su llamado a profesores jubilados para que ayuden.

- Presión a los no vacunados -

En respuesta al maremoto de ómicron, los gobiernos han impuesto nuevas restricciones e incentivado el teletrabajo, al tiempo que presionan a los no vacunados.

En Francia, el gobierno quiere introducir un "pasaporte de vacunación", por el cual las personas no vacunadas ya no tendrán acceso a las actividades de ocio ni a los restaurantes y bares.

Chipre también podría anunciar el miércoles nuevas medidas, como la restricción de los clubes nocturnos, los locales de ocio y las visitas a domicilio.

La isla tiene la mayor tasa de infección del mundo, con 2.505 casos por cada 100.000 habitantes.

En Ecuador, el presidente Guillermo Lasso dijo el martes que falta vacunar a un millón de personas para alcanzar la inmunidad de rebaño en este país de 17,7 millones de habitantes.

El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, reconoció un repunte de los contagios, pero consideró que no hay motivo de alarma ya que las hospitalizaciones y fallecimientos se mantienen estables.

- Cruceros afectados -

La capital india, Nueva Delhi, también impuso nuevas medidas, como el confinamiento durante los fines de semana.

China ha confinado a más de un millón de personas suplementarias en una ciudad del centro del país tras detectarse tres casos asintomáticos, a un mes de la inauguración de los juegos Olímpicos de Invierno de Pekín.

La epidemia empieza a afectar de nuevo los viajes en crucero. La asociación brasileña del sector anunció el lunes la suspensión de cruceros marítimos hasta el 21 de enero, debido a "discrepancias" en la aplicación de los protocolos covid, tras la aparición de brotes en tres barcos.

La moda tampoco se salva y el diseñador italiano Giorgio Armani canceló sus desfiles previstos en enero en Milán y París.

Pese a todo, la extrema contagiosidad de la variante ómicron no va acompañada de un aumento significativo de muertes.

Desde que se detectó el virus en diciembre de 2019, la pandemia ha matado a más de 5,4 millones de personas, según un recuento de AFP en base a datos oficiales.




Te puede interesar
Este sitio usa imágenes de Depositphotos