Desde Washington (AFP)

Las especies invasoras podrían causar problemas en la nueva "Ruta de la Seda" de China

Las especies invasoras han existido durante siglos, desde el inicio del comercio internacional, pero una nueva ruta comercial organizada por China y que abarca 123 países podría acelerar su propagación como nunca antes, advirtió un grupo de investigadores el jueves.

Chine, commerce, investissements, transport, environnement, nature, Asie, Afrique, Amérique
La rana toro americana (Lithobates catesbeianus) vista en Farmingdale, Nueva York, en agosto de 2016, es considerada un anfibio invasivo - AFP/GETTY IMAGES NORTH AMERICA/AFP/Archivos
Anterior Siguiente

Las especies invasoras han existido durante siglos, desde el inicio del comercio internacional, pero una nueva ruta comercial organizada por China y que abarca 123 países podría acelerar su propagación como nunca antes, advirtió un grupo de investigadores el jueves.

El proyecto se lanzó hace cinco años y pretende incluir aproximadamente la mitad del planeta, enlazando Asia, Europa, África, América Central y América del Sur.

Yiming Li, de la Academia de Ciencias de China, se preguntó hace años sobre la promesa de Pekín de que el proyecto sería una iniciativa "verde".

En particular, ¿cuáles serían las consecuencias para los anfibios, reptiles, aves y mamíferos?

"Quizás el foco de atención de las autoridades ha sido más sobre plagas y enfermedades en la agricultura, y las especies invasoras no son un tema popular", dijo a la AFP.

Li y sus colegas en China y Gran Bretaña desarrollaron un modelo que superponía a las regiones del mundo que estarían vinculadas por estas nuevas rutas, basadas en los valores comerciales, y sus climas y hábitats, para predecir dónde serían más propensos a ser introducidos y quedarse los 816 tipos de vertebrados.

Su estudio, publicado el jueves en la revista Current Biology, identifica 14 puntos críticos donde existe un alto riesgo de que las especies invasoras se establezcan.

En su mapa, estos puntos aparecen en todos los continentes, desde Indonesia, Vietnam y las Filipinas, también partes del Mediterráneo hasta el sur de Chile y el Caribe.

En África, países como Argelia, Nigeria y Camerún, donde el clima es favorable, también están en la lista.

"Lo que más nos preocupa son los seis grandes corredores económicos" que abarcan Asia y Europa, dijo Li.

Debido al alto tráfico, "hay una alta probabilidad de introducción y las condiciones locales son adecuadas para la supervivencia de especies exóticas. Nos referimos a estos lugares como puntos de acceso invasivos".

- Una "llamada de atención" -



"Las invasiones ocurren continuamente por todas partes", dijo el coautor Tim Blackburn, profesor de biología de invasión en el University College de Londres.

Los europeos exportaron las ratas a las Américas. A principios del siglo XX, un hongo asiático destruyó los bosques de castaños de América del Norte. Nueva Zelanda, que no tenía mamíferos terrestres nativos antes de la llegada del hombre, ahora tiene 25 especies, incluidas ratas, ratones, erizos y hurones.

"Esto será diferente, tan solo por su extensión y los volúmenes de comercio potencialmente involucrados", dijo Blackburn.

Al igual que los bichos y los hongos, las ratas, ranas, serpientes y pájaros pueden viajar en camiones, trenes, barcos e incluso aviones.

Lo mismo pueden hacer las mascotas domésticas, que a veces son dejadas en la naturaleza.

Un ave llamada miná común (Acridotheres tristis), nativa de Rusia y Kazajstán, ya ha llegado a Xinjiang en el noroeste de China, destruyendo los nidos de aves locales.

La rana toro americana (Lithobates catesbeianus) ha estado comiendo anfibios chinos durante años, junto con muchos otros en otros lugares, y se considera "el anfibio más invasivo del mundo", según Li.

¿Entonces qué se puede hacer?

Los investigadores dicen que la solución es la bioseguridad, incluyendo medidas como la vigilancia de contenedores, el monitoreo del contenido de los envíos, el establecimiento de cuarentenas y programas diseñados para proteger la biodiversidad.

Según Jeffrey Dukes, profesor de silvicultura y recursos naturales de la Universidad de Purdue, el análisis es "interesante" pero "es necesariamente bastante burdo en algunos aspectos", ya que no incluye detalles sobre qué especie invasora podría terminar en tal o cual región.

"Las especies invasivas son muy difíciles de erradicar. Pero si previenes que el problema ocurra en primer lugar, entonces te ahorras no solo dolores de cabeza, sino dólares".

#Chine #Commerce #Investissements #Transport #Environnement #Nature #Asie #Afrique #Amérique


Te puede interesar


Quantcast