Desde Nueva York (AFP)

Bernie Madoff pide ser liberado porque tiene una enfermedad terminal

El exfinancista Bernard Madoff, sentenciado en 2009 a 150 años de cárcel por el mayor fraude bursátil de la historia, pidió el miércoles ser liberado porque padece una enfermedad terminal.

EEUU, fraude, bancos, justicia
El financista estadounidense Bernard Madoff (izquierda) a su salida de la corte federal de Manhattan el 14 de enero de 2009 - AFP/GETTY IMAGES NORTH AMERICA/AFP
Anterior Siguiente

El exfinancista Bernard Madoff, sentenciado en 2009 a 150 años de cárcel por el mayor fraude bursátil de la historia, pidió el miércoles ser liberado porque padece una enfermedad terminal.

Madoff, de 81 años, "ha solicitado una liberación compasiva porque padece enfermedad renal terminal", escribió su abogado Brandon Sample en una carta al juez Denny Chin de la corte federal de Manhattan, y archivada en el sistema judicial.

"La Oficina de Prisiones concluyó en septiembre de 2019 que Madoff tiene menos de 18 meses de vida a raíz de la naturaleza terminal de su falla renal", añadió el abogado.

Madoff está preso en una cárcel federal que también posee un hospital en Carolina del Norte, según la Oficina de Prisiones. En teoría, debería ser liberado en 2139.

En una entrevista telefónica con el diario Washington Post, Madoff dijo que no podía recibir un transplante de riñón debido a su avanzada edad, y que está relegado a una silla de ruedas.

"Soy un enfermo terminal", dijo Madoff al diario. "No hay cura para el tipo de enfermedad que tengo. Así que sabes, he cumplido. He cumplido ya 11 años (de cárcel) y francamente, he sufrido a lo largo de ese tiempo".



El fraude bursátil del expresidente del índice Nasdaq, considerado el mayor de la historia, fue estimado en hasta 65.000 millones de dólares si se cuenta el aporte y los intereses perdidos por sus clientes.

Su estafa, un fraude "piramidal" que duró más de 30 años y se vino abajo en la crisis financiera de 2008, dejó a muchos inversores en la ruina y es llamado también "sistema de Ponzi".

La exestrella de Wall Street, nacido en el seno de una familia modesta de Queens, nunca invirtió un centavo de las sumas que le confiaron sus clientes. Utilizaba el dinero de los nuevos inversores para pagar intereses o reembolsar a los más viejos.

El castillo de naipes se derrumbó cuando en plena crisis de 2008 muchos clientes pidieron recuperar el dinero.

Dos años después del arresto de Madoff, en diciembre de 2011, su hijo mayor Mark Madoff se suicidó en su apartamento.

Un año más tarde, en diciembre de 2012, su hermano Peter Madoff fue condenado a 10 años de prisión por fraude contable. Está encarcelado en una prisión federal de Miami y debe ser liberado en agosto de 2020.

#Eeuu #Fraude #Bancos #Justicia


Te puede interesar


Quantcast