Desde Oslo (AFP)

Una camiseta de fútbol de un club noruego con código QR para defender los derechos humanos

El club noruego Tromso IL presentó este lunes "la primera camiseta de fútbol con código QR en el mundo", una iniciativa que busca hablar de los derechos humanos en Catar antes del Mundial.

NOR, fbl, ciencia, 2022, WC, derechos, Catar, Noruega
Unos obreros trabajan en la construcción del estadio Al Wakrah de Doha el 4 de mayo de 2015 - AFP/AFP/Archivos
Anterior Siguiente

El club noruego Tromso IL presentó este lunes "la primera camiseta de fútbol con código qr en el mundo", una iniciativa que busca hablar de los derechos humanos en Catar antes del Mundial.

Fruto de una cooperación con Amnesty International, la camiseta contiene las formas geométricas características --popularizadas por la pandemia del Covid-- que, una vez escaneadas, envían a un sitio que trata sobre los derechos humanos y el "sportswashing", el blanqueo de la imagen de un país gracias a la organización de eventos deportivos.

"A través de ello, esperamos estimular primero conversaciones y después más debates. Queremos más actos", declaró Tom Hogli, exjugador profesional, convertido en responsable de las relaciones públicas del Tromso IL, en la presentación de la camiseta.

El equipo de primera división vestirá esta singular camiseta el domingo contra Viking, en el último partido del campeonato, antes de la pausa de invierno.

Tromso afirma que fue en febrero el primer club de fútbol profesional en el mundo en reclamar un boicot del Mundial de Catar para protestar contra las condiciones de los trabajadores inmigrantes en el emirato.

El país rechaza vigorosamente esta críticas, señalando que ha reformado su derecho de trabajo e instaurado un salario mínimo.

La idea de un boicot cuajó en Noruega, pero una votación en el seno de la federación nacional excluyó finalmente esta eventualidad en junio.

En los terrenos, la selección noruega no llegó a clasificarse.

Reconociendo las reformas introducidas, Amnesty International había exhortado el mes pasado a Catar a cesar los abusos contra los trabajadores inmigrantes, que han trabajado en las grandes obras del Mundial.




Te puede interesar
Este sitio usa imágenes de Depositphotos