Desde Washington (AFP)

Fed ve mayor crecimiento, inflación transitoria y eventual suba de tasas recién en 2023

La Reserva Federal estadounidense mantuvo sus tasas de referencia ultrabajas, consideró que los precios aumentarán más de lo esperado en 2021 pero de forma transitoria, por lo que recién podría subir los tipos de interés en 2023.

préstamos, EEUU, tasas, PIB, inflación, Fed
El presidente de la Fed Jerome Powell dijo no de ha completado la recuperación de la economía de Estados Unidos - AFP/AFP/Archivos
Anterior Siguiente

La Reserva Federal estadounidense mantuvo sus tasas de referencia ultrabajas, consideró que los precios aumentarán más de lo esperado en 2021 pero de forma transitoria, por lo que recién podría subir los tipos de interés en 2023.

La inflación debería colocarse en 3,4% este año contra 2,4% estimado en marzo, antes de estabilizarse cerca del objetivo de la institución de 2%, con 2,1% en 2022 y 2,2% en 2023.

Por ello, la Fed apunta a un primer aumento de tasas en 2023. En tanto el crecimiento del PIB será de 7% este año frente al 6,5% estimado en marzo, con un pronóstico estable para el desempleo en 4,5%.

- Tasas sin cambios -

Al término de dos días de reuniones, los responsables del banco central estadounidense mantuvieron sus tasas de referencia ultrabajas, entre 0 y 0,25% como lo hacen desde marzo de 2020, para estimular el crédito, la inversión y el consumo.

Pero esperan un primer incremento desde este piso en 2023, antes de lo esperado anteriormente cuando mencionaban 2024 como una posibilidad.

Las compras de activos, que permitieron a los mercados recibir un flujo importante de dinero a pesar de la crisis, se mantienen en su actual nivel de 120.000 millones de dólares al mes.

- Inflación transitoria -

La economía claramente se recupera. Los avances en la vacunación redujeron drásticamente la propagación del virus en los últimos meses en Estados Unidos.

En este contexto y gracias a "un sólido apoyo político, los indicadores de actividad económica y empleo se refozaron", destacó la Fed en un comunicado.

Indicó asimismo que sectores muy afectados por la pandemia como hotelería y restauración "siguen débiles pero mostraron una mejoría".

"La trayectoria de la economía dependerá de forma significativa de la evolución del virus", constató nuevamente el organismo.

En conferencia de prensa, el presidente del orgnismo, Jerome Powell, reiteró que la economía aún no se recupera completamente de la crisis.

La principal preocupación de los mercados es la inflación.

Para la Fed, el alza de precios refleja "en gran medida factores transitorios".

Los precios al consumo subieron con fuerza en 12 meses a mayo en Estados Unidos, con un alza de 5%, la mayor en 13 años en similar período, un dato que alimenta temores de una inflación duradera en el país. Sin embargo, este repunte se debe en gran medida a un efecto comparativo con precios muy bajos en 2020 por la pandemia.

Muchos economistas anticipan una inflación temporal, como la secretaria del Tesoro, Janet Yellen, quien este mismo miércoles señaló que "la reciente suba de la inflación refleja las dificultades de la reapertura de una economía que estuvo cerrada, que tuvo enormes variaciones en los hábitos de gastos, y que enfrenta cuellos de botella" de aprovisionamiento de materiales.

"No creo que (la tendencia) sea permanente", añadió ante el Congreso

De su lado, Powell sostuvo que "es lógico que esto se detenga y, de hecho, que se invierta con el tiempo".

"Pensamos que veremos eso en parte", sostuvo citando el ejemplo de la madera para construcción, que subió fuertemente antes de empezar a bajar.

Pero "cuándo lo veremos, no estamos seguros", matizó.

Antes de modificar su política monetaria, la Fed quiere una inflación estabilizada en su objetivo de 2% y el pleno empleo. En este apartado aún hay un faltante de 7,6 millones de puestos de trabajo en relación a la época prepandemia.





Te puede interesar
Este sitio usa imágenes de Depositphotos