Desde Estrasburgo (Francia) (AFP)

El Parlamento Europeo aprobó nuevas reglas para contener el gasto público

La plenaria del Parlamento Europeo aprobó este martes la reforma de las reglas presupuestarias de la UE, que busca impulsar las inversiones y al mismo tiempo mantener el gasto público bajo control.

UE,parlamento,finanzas,presupuesto,deuda
La presidenta del Parlamento Europeo, Ursula von der Leyen, pronuncia un discurso ante el pleno del Parlamento Europeo de Estrasburgo, en Francia, el 23 de abril de 2024 - AFP/AFP
Anterior Siguiente
Síguenos en Google News

La plenaria del Parlamento Europeo aprobó este martes la reforma de las reglas presupuestarias de la UE, que busca impulsar las inversiones y al mismo tiempo mantener el gasto público bajo control.

El proyecto fue diseñado para modernizar el Pacto de Estabilidad y Crecimiento, adoptado en 1990 y que limita el déficit de las administraciones nacionales al 3% de cada PIB y la deuda al 60%.

Ese marco legal era considerado demasiado estricto y en años recientes se tornó obsoleto, en la visión de una mayoría de los países del bloque.

De acuerdo con el comisario europeo de Economía, Paolo Gentiloni, las nuevas reglas son "más flexibles y más creíbles para su implementación" y además permitirán "una reducción progresiva de la deuda pública sin comprometer el crecimiento".

noticia
Ursula von der Leyen habla desde la tribuna de oradores durante una sesión plenaria del Parlamento Europeo, el 23 de abril de 2024 en la ciudad francesa de Estrasburgo (AFP/AFP)

El nuevo marco legal, dijo Gentiloni, "no es perfecto", pero representa "un buen compromiso" para aproximar posiciones diferentes entre bloques políticos y los intereses nacionales en el bloque.

El nuevo marco es especialmente flexible con los plazos para que los países con déficit elevados retornen a la disciplina fiscal.

El texto, negociado intensamente durante dos años, tuvo en la plenaria el amplio apoyo de los tres principales bloques políticos: los Socialdemócratas, los liberales de Renovar Europa y los conservadores del Partido Popular Europeo (PPE).

El bloque de la izquierda se manifestó crítica al proyecto, que considera una herramienta para reinstalar la política de austeridad en Europa.

El Pacto de Estabilidad y Crecimiento fue suspendido desde 2020 hasta 2023, primero para permitir inversión pública durante la pandemia de coronavirus y luego para ayudar a la recuperación de los efectos de la guerra de Rusia contra Ucrania.

Prácticamente todas las partes en discusión coincidieron en que después de esas experiencias ya no posible al bloque retornar a un cuadro de rígida austeridad como la anterior a 2020.

- Retorno a la austeridad -

El nuevo texto mantiene los mismos ratios sobre cada PIB aunque flexibiliza el ajuste exigido a los países en casos de déficit excesivo, si aceptan inversiones y adoptan reformas estructurales.

Así, contempla la posibilidad de que los Estados presenten trayectorias de 4 o 7 años para garantizar la sostenibilidad de su deuda.

En términos concretos, esto significa que los países con mayor volumen de gasto podrán disponer de un plazo mayor para retornar a la austeridad.

Con todas sus dificultades, el documento aprobado este martes es el resultado de un delicado equilibrio entre los países endeudados del sur de Europa, como Francia, y los países llamados 'frugales' del norte de Europa, que exigen más rigor.

"No existe cualquier duda de que este acuerdo es mejor que no tener ningún abierto y tener que volver a las viejas reglas", dijo la eurolegisladora socialdemócrata portuguesa Margarida Marques, co-relatora del proyecto de reforma.

En tanto, para el grupo ambientalista Greenpeace, el nuevo marco legal "forzará a los gobiernos a adoptar medidas de austeridad y limitará sus capacidades de obtener fondos para financiar política ambientales o sociales".

El influyente legislador ecologista belga Philippe Lamberts dijo en la víspera que las nuevas normas "representan un suicidio económico, ecológico, geopolítico y democrático".

Sin embargo, el diputado conservador Markus Ferber las definió como "un nuevo comienzo y un retorno a la responsabilidad fiscal". Las nuevas reglas serán utilizadas para la definición de los presupuestos de los países del bloque en 2025.




Este sitio usa imágenes de Depositphotos