Ricardo Palma

Ricardo Palma fue un afamado escritor peruano, autor de las "Tradiciones Peruanas" obra considerada como una de las mejores obras en la historia de la literatura peruana.



Manuel Ricardo Palma Soriano nació en Lima el 5 de abril de 1833. Fue hijo del Ramón Palma Castañeda y de doña Juanita Soriano Carrillo. Su madre era descendiente de una familia de Cañete, con raíces africanas. Desde joven, tuvo ideales políticos para el bando de los liberales, lo que lo llevó a participar en un movimiento fallido contra el presidente Ramón Castilla, hecho que provocó su destierro a Chile durante tres años.

Estudió leyes en el Convictorio de San Carlos y luego ingresó a la Universidad Nacional de Ingeniería. La política lo llevó a ser cónsul en Chile, senador por Loreto y funcionario del Ministerio de Guerra y Marina. Pero, fue la literatura la actividad donde destacó más nítidamente.

Desde temprana edad, empezó a escribir poesía y piezas teatrales, asímismo a realizar colaboraciones en periodicos. Tuvo una gran presencia en la prensa satírica, en la que es un prolífico comunista y uno de los baluartes de la sátira política peruana del siglo XXI. Comienza colaborando en la hoja satírica El Burro; posteriormente, fue uno de los principales redactores de La Campana. Más adelante, funda la revista La Broma, la cual no consiguió el esperado éxito.

Fue colaborador de publicaciones serias como El Liberal, Revista del Pacífico y Revista de Sud América. Asimismo, actúa como corresponsal de periódicos extranjeros.

En 1872, se ve publicada la primera serie de su obra capital, las Tradiciones Peruanas.

Es considerado uno de los escritores clásicos de poesía más excepcional, magnífico y destacado del continente, por lo que fue miembro de la Real Academia de la Historia y de la Academia Peruana de la Lengua, así como miembro honorífico de la Hispanic Society de Nueva York.

Participó en la Guerra del Pacífico, defendiendo al país en la Batalla de Miraflores el 15 de enero de 1881. Las tropas chilenas incendiaron la capilla, incluyendo su casa y su biblioteca personal. Tras el desastre, con el fin de renovar su biblioteca, fue de casa en casa pidiendo libros, por lo que lo conocían con el sobrenombre de "El Bibliotecario Mendigo". En 1883, es nombrado restaurador de la Biblioteca Nacional del Perú.

El 28 de julio de 1884 Palma logró inaugurar la nueva Biblioteca Nacional del Perú. Siguió ocupándose de su dirección, labor momentáneamente interrumpida por su viaje a España como representante del Perú al Noveno Congreso Internacional de Americanistas, celebrado con ocasión del Cuarto Centenario del Descubrimiento de América (1892-93). En febrero de 1912 renunció al cargo por discrepancias con el gobierno, que nombró en su lugar al escritor Manuel González Prada, antiguo adversario de Palma.
 


Otros temas de Biografías de peruanos ilustres »