Desde Miami (AFP)

La tormenta tropical Ana toca tierra en costas del sureste de EEUU

La tormenta tropical Ana tocó tierra este domingo en el sudeste de Estados Unidos, amenazando la costa atlántica con inundaciones, fuertes vientos y peligrosas mareas, advirtieron los meteorólogos.

EEUU, meteorología
La tormenta tropical Ana (dcha) formándose sobre la costa estadounidense, cerca de las Carolinas, en una imagen de satélite distribuida el 10 de mayo de 2015 por NOAA, una agencia meteorológica estadounidense - AFP/NOAA/AFP
Anterior Siguiente

La tormenta tropical Ana tocó tierra este domingo en el sudeste de Estados Unidos, amenazando la costa atlántica con inundaciones, fuertes vientos y peligrosas mareas, advirtieron los meteorólogos.

Ana, que se adelantó a la temporada de huracanes, que comienza normalmente en junio, tocó tierra la mañana de este domingo en la frontera de Carolina del Sur con Carolina del Norte.

El Centro Nacional de Huracanes (NHC, por sus siglas en inglés) emitió una alerta de tormenta tropical sobre 446 kilómetros de costa, que van desde South Santee River, en Carolina del Sur, hasta cabo Lookout, en Carolina del Norte.

En el reporte de las 12H00 GMT, Ana se encontraba a 25 kilómetros al noroeste de Myrtle Beach, en Carolina del Sur, y se dirigía hacía el nornoroeste a una velocidad de 7 km/h.

Los meteorólogos recomendaron también que los habitantes de Virginia y del noreste de Carolina del Norte estén atentos a los pronósticos.

Según los expertos, la tormenta disminuyó ligeramente su intensidad al tocar tierra firme, pero continúa siendo peligrosa: podría provocar lluvias de hasta 150 mm, inundaciones en zonas costeras, y vientos de hasta 65 km/h con rachas más fuertes.

El NHC, basado en Miami, teme que se produzcan inundaciones debido a la combinación de lluvias y fuertes mareas. Advierten, además, sobre grandes olas que podrían alcanzar las costas.

"Las aguas podrían crecer uno o dos pies (de 33 a 66 cm) encima del nivel del mar en áreas costeras desde Cabo Hatteras en Carolina del Norte hasta Carolina del Sur", según el reporte.

Además, "el oleaje provocado por Ana está afectando sectores de la costa sureste de Estados Unidos. Estas marejadas podrían generar olas y corrientes peligrosas".

La agencia meteorológica precisó que Ana continuaría bajando en intensidad pero que se mantendría hasta el lunes.

Esta temporada de huracanes podría ser una de las menos activas desde mediados del siglo XX, a causa del fenómeno de El Niño, que genera condiciones adversas para la formación de huracanes, según el pronóstico de la universidad del Estado de Colorado divulgado el mes pasado.

La temporada de 2014 fue relativamente calma, con sólo seis de ocho tormentas tropicales que llegaron a transformarse en huracán.




Te puede interesar