Desde Fráncfort (AFP)

El beneficio operativo trimestral de Volkswagen cae un 12% por la escasez de semiconductores

El gigante alemán del automóvil Volkswagen anunció el jueves una caída interanual del 12% en su beneficio operativo en el tercer trimestre, debido a la penuria de semiconductores, lo que amputó en 600.00 vehículos el volumen de las entregas.

Alemania, automóvil, utilidades, empresas
Un operario ajusta el logotipo de Volkswagen en un vehículo en la cadena de montaje de la fábrica de la compañía en Dresde, al este de Alemania, el 8 de junio de 2021 - AFP/AFP/Archivos
Anterior Siguiente

El gigante alemán del automóvil Volkswagen anunció el jueves una caída interanual del 12% en su beneficio operativo en el tercer trimestre, debido a la penuria de semiconductores, lo que amputó en 600.00 vehículos el volumen de las entregas.

"En el tercer trimestre hemos perdido unos 600.000 vehículos que no pudieron ser entregados a loas clientes (...)", explicó su presidente Herbert Diess en conferencia telefónica.

"Lo peor debe haber ya pasado", matizó, tras varios meses de crisis mundial de escasez de los componentes.

El beneficio operativo del grupo cayó un 12% hasta 2.798 millones de euros (3.250 millones de dólares) debido precisamente a la escasez mundial de semiconductores.

Los problemas de suministro de estos componentes incluso arrastraron a las pérdidas a una filial clave del grupo, que incluye su buque insignia, la marca de automóviles Volkswagen.

"La falta mundial de semiconductores ha influido particularmente en el tercer trimestre", explica en un comunicado el grupo, que tuvo que cerrar varias fábricas de manera temporal por escasez de microchips.

Las ventas de vehículos cayeron un 24% respecto al tercer trimestre de 2020, que ya había sido malo debido a las afectaciones de la pandemia, y el grupo decidió reducir sus previsiones para 2021.

El mercado chino se vio "particularmente afectado" por la escasez de componentes y la elevada demanda de los clientes "no pudo ser satisfecha", indicaron en un comunicado.

El número de vehículos vendidos se ubicará dentro de las cifras del año pasado, a pesar de que VW esperaba un aumento "importante".

Sin embargo, Volkswagen no redujo sus previsión de rentabilidad, y apuesta a una margen de entre 6,0% y 7,5%. Esta cifra es muy seguida por la analistas y cayó a 4,9% entre julio y septiembre.

El volumen de negocios también debe establecer "claramente" por encima de 2020, ayudado como en el trimestre pasado por ventas de modelos premium más rentables.

"Los resultados del tercer trimestre muestran que tenemos que avanzar de manera decisiva en la mejoría de la productividad" en el sector que incluye por ejemplo las marcas VW, Seat y Skoda, comentó el presidente Herbert Diess en un comunicado.

A pesar de su mal desempeño operativo, e grupo exhibió en el tercer trimestre un beneficio neto en leve alza de 5,6%, a 2.900 millones de euros.





Te puede interesar
Este sitio usa imágenes de Depositphotos