Desde París (AFP)

Diputado retira su propuesta para abolir la corrida en Francia

El diputado antiespecista Aymeric Caron retiró inesperadamente este jueves su propuesta de ley para abolir la corrida en Francia, al denunciar una "obstrucción" parlamentaria al inicio de su debate en la Asamblea Nacional.

Francia, política, parlamento, toros, España
El diputado del partido de izquierdas La Francia Insumisa Aymeric Caron participa en una manifestación contra las corridas de toros el 19 de noviembre de 2022 en París - AFP/AFP/Archivos
Anterior Siguiente

El diputado antiespecista Aymeric Caron retiró inesperadamente este jueves su propuesta de ley para abolir la corrida en Francia, al denunciar una "obstrucción" parlamentaria al inicio de su debate en la Asamblea Nacional.

"Esto me aflige", aseguró el diputado, denunciando las centenares de enmiendas presentadas sobre todo por los partidos de derecha y de ultraderecha, que volvían casi imposible votar su propuesta antes de que terminara el pleno a la medianoche.

"Aplaudan, siéntanse orgullosos", espetó Caron, diputado del grupo La Francia Insumisa (LFI), a los legisladores procorrida durante un debate tenso, a quienes prometió otra "propuesta de ley" que buscaría presentar junto a otros grupos.

Francia no escapa al debate latente en el resto de países con corridas: España, Portugal, Venezuela, México, Colombia, Ecuador y Perú. Aunque se prohíbe en gran parte del país, se permite en el tercio sur en nombre de una "tradición local ininterrumpida".

Caron buscaba suprimir esta exención prevista en el artículo sobre maltrato animal del Código Penal, al defender que es una "barbaridad" y una tradición "española" importada en 1853 para satisfacer a la esposa de Napoleón III, Eugenia de Montijo.

Su prohibición es un asunto explosivo como muestran las manifestaciones a favor y en contra registradas el sábado y el debate inicial en la comisión parlamentaria de Leyes, que ya se saldó hace una semana con un revés para la iniciativa.

La cuestión divide también los bloques. En la oposición de izquierda, LFI y ecologistas apoyan la abolición, pero sus socios socialistas y comunistas están divididos, como el oficialismo. La oposición de derecha y ultraderecha tampoco es monolítica.

El presidente francés, Emmanuel Macron, había asegurado el miércoles que no habría "prohibición" y abogó por "una conciliación, un intercambio" sobre este tema que, a su juicio, "no es la prioridad del momento".




Te puede interesar
Este sitio usa imágenes de Depositphotos