Desde Pekín (AFP)

China emite la máxima alerta por lluvias en una importante provincia del sur

China emitió este martes su máximo nivel de alerta por precipitaciones en algunas partes de la importante provincia de Cantón, en el sur del país, anunció la agencia meteorológica local.

China,meteorología
La ciudad de Qingyuan, en el sur de China, inundada el 22 de abril de 2024 - AFP/AFP
Anterior Siguiente
Síguenos en Google News

China emitió este martes su máximo nivel de alerta por precipitaciones en algunas partes de la importante provincia de Cantón, en el sur del país, anunció la agencia meteorológica local.

La megaciudad de Shenzhen, con más de 17 millones de habitantes y limítrofe con Hong Kong, experimenta "precipitaciones de intensas a muy intensas", dijo el observatorio meteorológico local.

Debido a este episodio, que puede durar "dos o tres horas", la ciudad se enfrenta a un riesgo "muy alto" de inundaciones repentinas, agregó.

La provincia de Cantón ha recibido lluvias torrenciales desde el jueves que han hecho crecer los ríos y amenazan con inundaciones "no vistas en un siglo".

noticia
Una zona inundda en la ciudad de Qingyuan, en el sur de China, el 22 de abril de 2024 (AFP/AFP)

Cantón es la provincia más poblada de China, con 127 millones de habitantes, y puntal de la industria manufacturera del país, con decenas de miles de fábricas dirigidas a la exportación.

Las precipitaciones causaron al menos cuatro muertos y diez desaparecidos, según dijo en la víspera la agencia de noticias oficial Xinhua.

También provocaron la evacuación de 110.000 residentes de la provincia, agregó este medio.

El sur de China suele recibir fuertes precipitaciones en el verano boreal, la estación húmeda en esta región en la que suelen producirse varios tifones. Pero en primavera estas lluvias no son habituales.

- Fenómenos extremos -

En los últimos años, el país asiático ha sufrido varios episodios de meteorología extrema en los últimos años, desde graves inundaciones a sequías y récords de calor.

El cambio climático provocado por la emisión de gases de efecto invernadero (de los que China es el mayor generador) hace que este tipo de eventos extremos sean más frecuentes e intensos.

En septiembre, Shenzhen recibió las lluvias más importantes desde 1952, cuando se empezaron a tomar registros de estos datos meteorológicos, según los medios estatales.

En esta ocasión, parte de los más de 100.000 evacuados por las lluvias son de Qingyuan, localidad situada a unos 60 kilómetros de la ciudad de Cantón y cruzada por el río Bei, afluente del río de las Perlas, el tercero más largo del país.

Las intemperies también provocaron desprendimientos de tierra en algunas zonas montañosas.

Seis personas resultaron heridas y varias quedaron atrapadas por un deslave cerca del pueblo de Jiangwan, en el norte de la provincia de Cantón, afirmó la cadena estatal CCTV.

Imágenes emitidas por este medio muestran casas destruidas por un torrente de lodo en la orilla de un río y operarios de emergencia atendiendo a personas evacuadas en un campo deportivo empapado.




Este sitio usa imágenes de Depositphotos