Diferencia entre sacerdote y monje

Aunque parezcan sinónimos, estos términos tienen distinto significado que a continuación detallaremos.



 

Aunque similares, sacerdote y monje no son sinónimos, a continuación explicaremos sus diferencias.

Si nos referimos a la definición general, tenemos que un sacerdote es una persona dedicada y consagrada a hacer, celebrar y ofrecer sacrificios.

De acuerdo a la religión católica, un sacerdote es una persona que ha recibido el sacramento de la orden sacerdotal lo que le da la facultad de celebrar la misa entre otras funciones, como perdonar los pecados en confesión, predicación de la biblia, y la administración de los sacramentos. 

Por otro lado, al hablar de un monje hablamos de una persona que vive como ermitaño o en una comunidad, pero alejada del mundo exterior con su vida dedicada a la contemplación y oración.

Si nos ceñimos al concepto de monje del catolicismo, es un hombre que forma parte de una comunidad, que se rige bajo los votos de pobreza, castidad y obediencia y que pertenece a una congregación religiosa concreta. Es interesante señalar que un sacerdote también puede adoptar la vida monacal si lo desea, sin ser el sacerdocio un requisito para ser monje .

Tanto si nos referimos a sus significados generales o a sus definiciones dentro del catolicismo, ambas palabras poseen significados diferentes. Un sacerdote tiene la autoridad para realizar actos como dirigir ritos y ofrecer sacrificios dentro de su culto, el monje no tiene estas facultades y tiene una vida más hermética aunque también dedicada a la espiritualidad.