Desde Houston (Estados Unidos) (AFP)

Houston hace frente a la inundación y Luisiana se prepara para Harvey

Las autoridades de Houston luchaban por encontrar cama para decenas de miles de personas obligadas a abandonar sus hogares por las inundaciones sin precedentes que afectaron a la cuarta cuidad de Estados Unidos tras el paso de la tormenta Harvey.

EEUU, meteorología, huracán
Unos damnificados por el huracán Harvey llegan a unr efugio en el Centro de Convenciones George R. Brown de Houston (Texas, EEUU) el 28 de agosto de 2017 - AFP/AFP
Anterior Siguiente

Las autoridades de Houston luchaban por encontrar cama para decenas de miles de personas obligadas a abandonar sus hogares por las inundaciones sin precedentes que afectaron a la cuarta cuidad de Estados Unidos tras el paso de la tormenta Harvey.

Y mientras los meteorólogos advierten de que Harvey recuperará fuerza y volverá a anegar la costa del Golfo nuevamente el miércoles, el vecino estado de Luisiana se preparaba para sufrir inundaciones.

El presidente Donald Trump declaró este lunes la emergencia en Louisiana, que ya recibía fuertes lluvias.

La declaración de emergencia permite al gobierno federal aportar fondos y coordinar las ayudas a través de la Agencia Federal de Gestión de Emergencias (FEMA).

noticia
Mapa de las zonas inundadas en Houston (AFP/AFP)

Trump, quien había dicho que no quería interrumpir las tareas de emergencia con una vista, planea acudir el martes a la zona de desastre.

Las calles de Houston, con 2,3 millones de habitantes, estaban anegadas, en tanto sus dos aeropuertos permanecían cerrados para los vuelos comerciales y dos hospitales de la ciudad debieron ser evacuados, mientras los voluntarios, las agencias de rescate y la Guardia Nacional buscaban evacuar a las personas atrapadas por la inundación.

Hasta el momento, la tormenta dejaba tres muertos y un quincena de heridos, en tanto las informaciones de otras víctimas aún no han sido confirmados.

En la mañana de este lunes, Harvey -que tocó tierra como huracán categoría 4 el viernes en Texas y se degradó a tormenta tropical- se cernía sobre la costa texana del golfo de México, a unos 160 kilómetros al sureste de Houston.

Se espera que el meteoro -que arrancó techos, tumbó casas móviles y dejó a centenares de miles de personas sin energía en la costa del Golfo- comience a moverse hacia el noreste el martes, arrojando fuertes lluvias hasta el viernes sobre zonas ya anegadas del este de Texas y en el sureste del vecino estado de Luisiana.

No obstante, el director del Servicio Nacional de Meteorología (NWS), Louis Uccellini, dijo en una rueda de prensa que el pronóstico de Harvey es "incierto". "Está creando su propia circulación allá arriba, por lo que el pronóstico de su trayectoria sigue siendo difícil para nosotros. Tenemos que prestar mucha atención".

- 30.000 damnificados en refugios -

La Agencia Federal de Gestión de Emergencias (FEMA) espera que deberá ofrecer refugio a al menos 30.000 damnificados por la inundación, dijo su director, Brock Long, en una rueda de prensa en Washington.

"Esta misión de refugio será una tarea muy pesada. Esperamos que más de 30.000 personas sean ubicadas en refugios temporales", indicó

"Se trata de un hito. No hemos visto un evento como este. Ni en sueños pudimos haber anticipado un pronóstico", agregó.

Los desbordados servicios de emergencia pidieron a los residentes situarse en las zonas altas de la ciudad o en los techos de las viviendas para poder ser rescatados por helicópteros.

El canal de TV ABC 13 de Houston mostró imágenes de un padre con su hijo de seis años, cada uno con un bolso a la espalda, montándose a una canasta que colgaba de un helicóptero desde un segundo piso.

Las autoridades temen que la situación se agrave cuando en los próximos días descienda el agua del interior del estado a las localidades de la costa.

"La situación es grave y va a empeorar", advirtió el gobernador de Texas, Greg Abbott, en la cadena Fox News. Los daños ascienden a "miles de millones de dólares", aseguró.

"No piensen que la tempestad ha terminado", declaró de su lado el alcalde de Houston, Sylvester Turner.

- "Una locura" -

Con los servicios oficiales de emergencia desbordados por el nivel del desastre, la tarea queda por momentos en manos de un ejército de voluntarios.

Algunos forman cadenas humanas mientras otros recurren a sus botes particulares para llevar a los damnificados a zonas seguras.

"A decir verdad, no estoy pensando en mí en este momento. Es que la gente necesita ayuda, estoy aquí para ayudar, quiero hacer mi parte", dijo a la AFP Bryan Curtis, que puso su jet ski a disposición.

Un rescatista voluntario declaró al canal KTRK TV que hay demasiadas personas para ser evacuadas y pocas embarcaciones.

"Es una locura ver cómo las calles por las que conduces todos los días están completamente bajo el agua", contó a la AFP John Travis, un residente de la ciudad.

En la región de Houston/Galveston, cayeron más de 600 mm de lluvia en un lapso de 24 horas, señaló el NWS.

Entre el 1 de junio y el domingo pasado, Houston recibió 1.170 mm de lluvia, lo mismo que normalmente recibe en un año.

- Plataformas evacuadas -

En la costa texana se concentra casi un tercio de la refinación de petróleo de Estados Unidos y el golfo de México representa 20% de la producción del país.

Según un parte del sábado, 112 plataformas habían sido evacuadas, que representan un cuarto de la producción diaria de crudo y gas.

El gigante petrolero estadounidense ExxonMobil anunció el domingo la suspensión de actividades en su polo petroquímico de Baytown, uno de los más grandes del mundo, por "problemas operacionales" ocasionados por las inundaciones.

México y Canadá, vecinos de Estados Unidos, ofrecieron su solidaridad. El ministro de exteriores de México, Luis Videgaray, propuso ayuda "como siempre deberían hacer los buenos vecinos en tiempos difíciles".

Por su parte, el primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, aseguró en Twitter que los canadienses "estamos listos para ofrecer la ayuda necesaria para recuperarse de este desastre".





Te puede interesar
Este sitio usa imágenes de Depositphotos