Desde París (AFP)

Ocho ambientalistas condenados en Francia a una multa por retirar retratos de Macron

Un tribunal francés condenó el miércoles a ocho activistas a pagar una multa de 500 euros cada uno por haber descolgado retratos oficiales del presidente Emmanuel Macron de alcaldías como parte de una protesta para denunciar la "inacción climática" del Estado.

Francia, clima, medioambiente, justicia
- AFP/
Anterior Siguiente

Un tribunal francés condenó el miércoles a ocho activistas a pagar una multa de 500 euros cada uno por haber descolgado retratos oficiales del presidente Emmanuel Macron de alcaldías como parte de una protesta para denunciar la "inacción climática" del Estado.

Los activistas, de edades comprendidas entre 23 y 36 años, fueron declarados culpables de "robo en reunión" por haber retirado retratos del mandatario en varias alcaldías de las afueras de París en febrero pasado como parte de una campaña de desobediencia civil.

Los acusados, que alegaron un "deber moral" de actuar frente a la "inacción" del gobierno francés contra el cambio climático, apelarán la sentencia.

"Esperábamos ser absueltos, sobre todo después del fallo en Lyon que legitimaba la desobediencia civil", comentó uno de los activistas, Félix Vève.

Vève hacía referencia a un fallo de un tribunal de esa ciudad del este de Francia que el mes pasado absolvió a dos activistas acusados por el mismo cargo ya que estimó que se trataba de una forma de protesta "legítima".

Entre Lyon y París "es el día y la noche", denunció Alexandre Faro, uno de los abogados de los acusados.



Un videasta, de 29 años, que filmó varias de esas protestas y que fue acusado junto al grupo de activistas fue absuelto por la corte parisina el miércoles.

La pena máxima en Francia por el cargo de "robo en reunión" es de cinco años de cárcel y una multa de 75.000 euros.

Estas acciones forman parte de una campaña de desobediencia civil llamada "Descolgar a Macron" que busca denunciar la presunta inacción del Estado francés frente al calentamiento global.

El movimiento que organiza esta campaña, llamado Acción No Violenta COP21 (ANV-COP21), afirma haber descolgado unos 130 retratos de Emmanuel Macron de varios edificios administrativos en toda Francia.

En el primer juicio en mayo pasado contra esta acción simbólica de desobediencia civil, un activista ecologista fue condenado a pagar una multa de 250 euros.

Dos semanas después, otro tribunal absolvió a tres activistas que habían retirado brevemente un retrato del presidente en una alcaldía en el noreste de Francia.

#Francia #Clima #Medioambiente #Justicia


Te puede interesar