Desde Durban (Sudáfrica) (AFP)

La tasa de desaparición de bosques en el mundo baja a la mitad desde 1990

La superficie forestal en el mundo sigue disminuyendo, pero en los últimos 25 años la tasa de desaparición de los bosques se redujo a la mitad, según un informe publicado este lunes por la FAO, la agencia de la ONU para la alimentación y la agricultura.

Medioambiente, ONU, bosques
Vista de un área deforestada de la selva amazónica en Brasil el 14 de octubre de 2014 - AFP/AFP/Archivos
Anterior Siguiente

La superficie forestal en el mundo sigue disminuyendo, pero en los últimos 25 años la tasa de desaparición de los bosques se redujo a la mitad, según un informe publicado este lunes por la FAO, la agencia de la ONU para la alimentación y la agricultura.

"Aunque a escala mundial la extensión de los bosques sigue disminuyendo, al tiempo que aumentan el crecimiento demográfico y la intensificación de la demanda de alimentos y tierras, la tasa de pérdida neta de bosques ha caído en más de un 50% entre 1990 y 2015", revela el documento de la FAO.

El documento fue publicado con motivo de la 14ª edición del Congreso Forestal Mundial, que se celebra hasta el viernes en la ciudad sudafricana de Durban.

Pese a lo alentador del informe, la superficie forestal en el planeta disminuyó en un 3,1% en el último cuarto de siglo, pasando de 4.128 millones a 3.999 millones de hectáreas.

Esto significa que desde 1990 se han perdido 129 millones de hectáreas de bosque, una superficie equivalente al territorio de Sudáfrica, según la organización.



No obstante, el ritmo de cambio se ha ralentizado en más de un 50% entre 1990 y 2015. Concretamente, la tasa anual de pérdida neta de bosques (que incluye las plantaciones de bosques nuevos) pasó de 0,18% en los años 1990 a 0,08% en los cinco últimos años.

Las principales pérdidas se produjeron en los trópicos, en particular en Sudamérica y África, aunque las tasas de desaparición se redujeron sustancialmente desde hace cinco años, según el informe.

La FAO advierte que la superficie de bosques seguirá probablemente reduciéndose, en especial en los trópicos, sobre todo por la actividad agrícola.

No obstante, "debido a la demanda creciente de productos forestales y servicios medioambientales, es de prever que la superficie de bosques plantados siga aumentando en los años venideros".

La evolución general observada es "positiva, con avances impresionantes en todas las regiones del globo", incluyendo en los bosques tropicales de Sudamérica y África, dijo el director general de la FAO, José Graziano da Silva. "No obstante, advirtió, debe consolidarse esta tendencia positiva".

#Medioambiente #Onu #Bosques


Te puede interesar