Desde Londres (AFP)

Amnistía Internacional llama a R. Centroafricana a confiscar diamantes sucios

Amnistía Internacional pidió al gobierno de República Centroafricana confiscar los diamantes vendidos por las compañías del país que no realizan un control riguroso sobre su origen, al estimar que financian a las milicias armadas responsables de masacres y robos.

RCentroafricana, diamantes, conflicto, DDHH, AI
Jean Marc Lieberherr, director gerente de la gigante minera Rio Tinto, exhibe el 'Argyle Prima', un diamante rojo de 1.20 carat durante la exhibición de una colección de 65 diamantes extremadamente raros en Hong Kong, el 21 de setiembre de 2015. - AFP/AFP
Anterior Siguiente

Amnistía internacional pidió al gobierno de República Centroafricana confiscar los diamantes vendidos por las compañías del país que no realizan un control riguroso sobre su origen, al estimar que financian a las milicias armadas responsables de masacres y robos.

"El gobierno debería confiscar todos los diamantes sucios, venderlos y utilizar ese dinero para el bien público", dijo AI en un informe publicado el miércoles.

"Si las empresas han comprado diamantes de sangre, no deberían poder sacar provecho", señaló Lucy Graham, jurista de esta ONG. "En momentos en que el país trata de reconstruirse, los diamantes deben ser una bendición, no una maldición".

El derrocamiento en marzo de 2013 del presidente François Bozizé por una rebelión de mayoría musulmana, Seleka, sumió a República Centroafricana, antigua colonia francesa, en la crisis más grave desde su independencia en 1960, lo que provocó matanzas entre comunidades musulmanas y cristianas, en 2013 y 2014, de las que el país lucha por recuperarse.

noticia
Dos soldados de la Misión de la ONU para la Estabilización de República Centroafricana (MINUSCA) patrullan por las calles de Bangui el 22 de mayo de 2015 (AFP/AFP/Archivos)

Antes de los disturbios, los diamantes representaban la mitad de las exportaciones del país.

Según Amnistía, "hay un fuerte riesgo" de que la principal casa de compra de diamantes del país, Sodiam, haya amasado durante el conflicto unos 60.000 quilates de diamantes, de un valor total de 7 millones de dólares, que sirvieron a financiar las milicias cristianas anti-Balaka.

La ONU ya ha puesto en lista negra a la segunda casa de compra de diamantes del país, Badica, y a su filial belga Kardiam, por contrabando de diamantes de las minas controladas por la exrebelión Seleka en el este del país.

En mayo de 2015, un representante de Sodiam en Carnot (oeste) confirmó a Amnistía que la empresa estaba comprando diamantes en el oeste del país pese al conflicto y los almacenaba hasta poder exportarlos.

La prohibición de exportar diamantes establecida en mayo de 2013 será levantada parcialmente una vez que el gobierno cumpla con las condiciones del "Proceso de Kimberley", que tiene como objetivo detener el comercio de diamantes de zonas de guerra, dice Amnistía.





Te puede interesar
Este sitio usa imágenes de Depositphotos