fotonoticia

El pescador José Geraldo dos Santos usa un largo palo para empujar su bote por el Paraopeba para no salpicarse, porque -dice- el agua espesa y marrón rojizo de ese río del sudeste de Brasil es tóxica

Anterior Siguiente
  • FotoNoticia

    Un bote navega por el rio Paraopeba, en Juatuba, en el estado brasileno de Minas Gerais, donde se coloco una membrana para retener el barro, tras el colapso de un dique de la minera Vale dos meses atras en la cercana Brumadinho

  • Foto Noticia

    El pescador José Geraldo dos Santos usa un largo palo para empujar su bote por el Paraopeba para no salpicarse, porque -dice- el agua espesa y marrón rojizo de ese río del sudeste de Brasil es tóxica

  • FotoNoticia

    Un pez muerto recuperado por investigadores de la membrana instalada en el rio brasileno Paraopeba, en Juatuba, Minas Gerais, el 18 de marzo de 2019

noticia

El pescador José Geraldo dos Santos usa un largo palo para empujar su bote por el Paraopeba cuidando de no salpicarse porque, dice, el agua espesa y marrón rojizo de ese río del sudeste de Brasil es tóxica.

#Contaminación #Brasil #Medioambiente #Minería #Empresas
Quantcast