Se escribe pendiente y no, pendiente a

El adjetivo pendiente, cuando significa "atento, preocupado", se construye con la preposición de y no con a, según señala en el Diccionario panhispánico de dudas.



 

Sin embargo, en ocasiones se emplea inapropiadamente el adjetivo pendiente con la preposición a: ''Estará también pendiente a los resultados de la próximas cumbres en Sudamérica''; ''Dos profesionales estaban pendientes a concluir la carrera...''; ''Blanco indicó que hay que estar pendiente a lo que determine la Justicia''.

En los anteriores ejemplos lo correcto hubiera sido: ''Estará también pendiente de los resultados de las próximas cumbres en Sudamérica''; ''Dos profesionales estaban pendientes de concluir la carrera... ''; ''Blanco indicó que hay que estar pendiente de lo que determine la Justicia''.