Los negritos de Huayán

La danza los negritos de Huayán se representa en los meses de diciembre y enero, durante las fiestas de Navidad y de la Bajada de Reyes fue declarada Patrimonio Cultural de la Nación por el Ministerio de Cultura en el año 2009.


Lectura .
Anterior Siguiente

 

abc

 


 

Las danzas de negros -representación andina de los pobladores de origen africano y de diversos pasajes de la esclavitud, según los casos- es una de las estampas más recurrentes en el orden de las representaciones danzadas en el área andina La sola presencia de la figura del negro como protagonista de un conjunto de danzas con este nombre autorizaría a hablar de éstas como un género.

La danza los negritos de Huayán se representa en los meses de diciembre y enero, durante las fiestas de Navidad y de la Bajada de Reyes, respectivamente.

La misma está íntimamente asociada a la religiosidad del distrito de Huayán. Los negritos son los personajes portadores de la buena nueva de la llegada del Niño Dios o niño Manuelito y con su sacrificado bailar rememoran las virtudes básicas del cristianismo, Sus fervorosos cantos son una valiosa expresión de la poesía popular e incluyen, además de los versos dedicados a la adoración del Niño, versos a la mujer huayana y a las autoridades.

La citada danza reproduce la celebración que los esclavos negros hacía el Niño Dios, interpretadón que forma parte de la tradición popular y se ha de considerar como contenido de esta manifestación cultural.

Se puede describir al "negrito" como una figura burlesca. que preside la ceremonia de adoración al Niño Dios en la Navidad, pero aprovecha para ironizar sobre el poder político y para enamorar a las mujeres con picardía, haciendo así alusión a su nueva condición de liberto.

Actitudes en apariencia no muy congruentes con una celebración de adoración al Niño Dios,
pero que sí hacen alusión a una anterior situación de servidumbre, vista desde la experiencia del poblador andino antiguamente sometido al régimen de hacienda.

Los personajes de la danza los negritos de Huayán son; la cuadrilla o cuerpo principal de negros; los procuradores o coordinadores, quienes contratan a la comparsa y consiguen vestimenta para ésta y ofrendas al Niño Dios, y los viejos, el viejo despistado y la vieja con niño a la espalda que alerta al marido. Estos últimos configuran el elemento cómico de la representación.

Esta danza tiene indudable parentesco con otras danzas de "negritos" de la sierra central. Sin embargo, la versión de Huayán mantiene rasgos originales en ia vestimenta, la música y los pasos de baile, así como en las figuras que componen la comparsa.

La danza es un rasgo de identidad especialmente importante para los pobladores el distrito de Huayán, quienes se comprometen a asumir los papeles de los diversos personajes representados.

La misma ha sufrido cambios a lo largo del siglo XX, como el uso opcional de la máscara de negro y la ejecución musical, que antes comprendía instrumentos tradicionales como la vihuela y el violín, sustituidos ahora por la guitarra y los instrumentos de viento de meta! que se han popularizado en el área andina.

Los negritos de Huayán de la provincia de Huaylas fue declarada Patrimonio Cultural de la Nación por el Ministerio de Cultura, tal como lo estipula la Resolución Directoral Nacional Nro. 286/INC-2009 con fecha, 27 de febrero de 2009.

Fuente: Ministerio de Cultura

 

 




Te puede interesar
Este sitio usa imágenes de Depositphotos